Archivo de la etiqueta: poesía

No quiero beber de un pozo, yo prefiero un manantial

No quiero beber de un pozo
agua quieta, oscura, vieja
Agua esperando las bocas
sed que la ayude a salir
Agua que ya otros sacaron
otras bocas, otra sed antes de mí

No quiero beber de un pozo
yo prefiero un manantial
donde el agua mana sola
fresca, limpia y siempre nueva
no esperando mi llegada
pero acercándose a mi

No quiero beber de un pozo
yo prefiero un manantial
que refresque mi garganta
que me cuente su sonido
que nació en el origen del mundo
buscando  morir en mi

No quiero beber de un pozo
yo prefiero un manantial
donde pueda sumergirme
inundada en mi  burbuja
donde me convierta en agua
y en mi propio manantial

No quiero beber de un pozo
yo prefiero un manantial

 

Foto de portada: David Carrero Fdez-Baillo

Musito poemas que inspiran tu nombre

Creo que sueño
Entonces te miro
Siento tu mirada
Abrazándome aun sin tocarme
Recordándome que estás aquí, conmigo

Envuelves mis sueños
Recorres mis curvas
Esculpes tu amor con besos
Saboreas mi piel que es solo tuya

Me pierdo en el calor de tu abrazo
Imagino solo contigo mi futuro

Alcanzo  las cimas que  creí inalcanzables
Musito poemas que inspira tu nombre
Orquestas componen  para nosotros canciones
Rompemos las reglas que no nos comprenden

Tachamos historias pasadas y olvidadas
Escribimos la nuestra con tinta indeleble

Amamos la vida viviéndola juntos
Morimos de gozo y resucitamos con besos
Oímos lejanas las voces del resto

Aprendió a no esperar

-“Gracias por esperar”

le dijo él, y ella le respondió:
-“Yo ya no espero nada.
Sólo estoy
y sigo con mi vida”

Esperar es detenerse,
Esperar es dejar la responsabilidad de tu vida en otras manos y en otros pies.
Es detener tu propia evolución.
Es cerrar la única puerta que de verdad se abre, que es la del paso que estás dando en ese preciso instante.
Si esperas, te paras
Si esperas, te congelas
Si esperas, sólo ves la vida pasar
Y lo que esperas, que sigue en movimiento…
lo ves alejarse, se va

No pidas que te esperen
No esperes tú a los demás
Quien quiera caminar contigo encontrará la forma de hacerlo
Si  se paró y tú seguiste, si quiere, dará un impulso y te alcanzará
Tú no corres, tú no huyes ni te escondes,
Si él corrió o salió huyendo
déjale con su escapada, es su proceso
No huye de ti, sino de su yo contigo
Algún día parará
si no escoge  la huida infinita…
Y si frena y  tú no te paraste, le alcanzarás
No a él, tú no le sigues,
Sólo sigues
Sólo vives
Vas creando tu camino a medida que te mueves
Un camino  en solitario
Un camino en compañía
Un camino con amores
Un camino lleno de decepciones
Y de alegrías
Y recuerdos
Las pisadas son momentos memorables
De canciones
De caricias
De palabras sin fin en horas muertas
De confidencias
De locuras de sentirse adolescente
De peleas y disputas
De notitas y susurros
De deseos proyectados al futuro
Un futuro que no está, porque no existe
El futuro es el camino que creamos
Cuando seguimos viviendo
Cuando no esperamos

Hoy te echaré de menos

Hoy te echaré de menos
No por el día que es,
que es otro día sin más

Hoy te echaré de menos
Porque me gusta tenerte cerca
mirarte, besarte o solamente conversar

Hoy  echaré de menos
tus miradas que escudriñan
mis miradas evasivas

Hoy te echaré de menos
cuando busque en mi almohada tu olor
y mi cuerpo frío en la cama tu calor

Hoy  echaré de menos
Los momentos de lujuria  y desenfreno
y las lágrimas que a veces se me escapan
cuando abro las compuertas de mi cuerpo

Hoy te echaré de menos
aunque sepa que es un día
que mañana nos veremos

Hoy te echaré de menos
y mañana  y pasado y cada día

Echaré de menos tu mirada
echaré de menos tu presencia
echaré de menos cuando hablamos
y echaré aún más de menos los  silencios

Y mañana cuando al fin estés conmigo
aunque no  lo creas
echaré de menos tus ausencias
Porque ellas me hacen recordarte
Porque cuando tú no estás te pienso
y echándote  así, tanto de menos
creando versos que te acerquen yo me inspiro

¿A qué sabes?

Sabes a alegría, a canciones, a poesía
Sabes a a sonrisas, al café de cada día
Sabes a aventura, a arriesgar por ti mi vida

Sabes a tertulia, a confidencias y  susurros
Sabes a 1000 besos,  a los mios y los tuyos
Sabes al primero, al postrero y a ninguno

Sabes a secretos, que confieso  y no confieso
Sabes a mis dudas, que te quiero y no te quiero
Sabes a lujuria, a mis placeres  y deseos

Sabes a  pecado, a abandonarme sin pensarlo

Sabes a futuro, a planearlo todo juntos

Sabes a mañana, a “aquí estaré como si nada”

Sabes a qué sabes
porque sabes que en mi boca está tu aliento

Sabes a qué sabes
porque sabes a que sé cuando te beso

Sabes a qué sabes
porque sabes que mi cuerpo sabe a tu cuerpo

Soy tu aire

Soy tu aire, aire que respiras
Aire que devuelves a mi aliento al exhalar
Soy tu aire, aire que revive
Aire que me impulsa como a un barco en alta mar
Soy tu aire, aire que te envuelve
Aire que alborota mi razón y mi mirar
Soy tu aire, aire que te llama
Aire de sirenas que te atraen con su cantar
Soy tu aire, aire de tu boca
Aire que me aplaca en mi furor y  tempestad
Soy tu aire, aire de deseos
Aire que te eleva empujándote a soñar
Soy tu aire, aire que  te quiere
Aire que pregunta, susurrando,
¿ tú también eres mi aire?
¿ Y  mañana?
¿ estarás?

Fuego

Eres fuego
y yo nunca seré agua para ti

Soy de fuego
Luz para tu  oscuridad eterna
Fuego, calor, refugio, hogar , reposo

Soy de fuego
Voluble y traicionera
Fuego ardiente, vivo y peligroso

Soy de fuego
o me tomas o me dejas
o te apartas o te arriesgas

Sé tú viento
Que me avive si me apago
mi aire, mi complemento
Y prometo no quemarte
Salvo en esos momentos
en que la pasión desate

No seas agua
No intentes nunca  con tus gotas apagarme
pues el fuego, si se moja, ya no es fuego

Yo soy yo
Y sea yo, como yo sea
hada, bruja, virgen o ramera
Si me quieres y deseas
Que sea como yo  soy
Todas esas, muchas otras
forman mi Yo verdadera

Es mi fuego, mi pasión y mi condena
Si te quedas ya lo sabes
viento  sí
El agua fuera

Ojalá yo fuera viento

Ojalá yo fuera viento
que silbara melodías que acompañen tu carrera
Ojalá yo fuera viento
ese aire que respiras y que corre por tus venas
Ojalá yo fuera viento
susurrándote que sigas, que yo te espero en la meta
Ojalá yo fuera viento,
para empujar con mi fuerza tu barco sobre la arena
Ojalá yo fuera viento…
Mientras tanto
Yo te silbo
Yo te exhalo
Yo susurro
Y si tú quieres… yo te espero

Mi amiga Aria

Tengo una amiga muy lista
que conoce mil secretos
pero ignora lo esencial

Tengo una amiga que cree
que es una chica “normal”
y es que ella aún no sabe,que por ella
cada día brillan estrellas

Tengo una amiga preciosa
que ilumina el mundo si sonríe
E incendia bosques cuando ríe

Tengo una amiga aburrida
De su casa de muñecas
Que está empezando a pensar
que no mola ser princesa

Tengo una amiga abandonada
a pesar de estar “muy bien” acompañada

Tengo una amiga que es un volcán
Ardiendo por dento
Con ganas de explotar

Tengo una amiga que quiere volar
soltarse el pelo, flirtear

Tengo una amiga que corre en el bosque
para agotar el deseo  no satisfecho  por su hombre

Tengo una amiga que palpita
Que vibra y  se estremece
Que grita al viento que está viva
y a la que  solo el eco responde

Tengo  una amiga madura
que se siente adolescente

Tengo una amiga que es pasión
rodeada de razón

Tengo una amiga señores,
que florece sin flores
Cuyo cuerpo le recuerda
que hay un tacto que anhela.

Tengo una amiga que la miro y me recuerda
a otra amiga antes que ella.

Y cuando veo a Aria solo pienso:
La piel demanda
y la piel manda
O le das lo que te pide
O lo busca y  te reclama.

Somos cuerpo, somos piel,
Deseo, amor, ilusión
Somos pasión.
Si lo niegas, si lo tapas
ya estás muerta y enterrada

Olvidar o Recordar

Aunque no lo creas
Mentiría si te dijera que
Oír tu voz no me hacía feliz
Reír contigo de todo y de nada
Y que por las noches al acostarme
Odiaba el sueño porque nos separaba
Dónde quedó toda aquella complicidad
Ilusiones, planes, esperanzas, cariño, amor… todo eso en
Odio se convirtió

Odio que nos consume
Destapando lo peor de cada uno
Incitando al rencor
Oyendo solo lo que queremos oír
Yendo en contra de lo que en realidad queremos ser
Alimentando la tristeza porque en
Mayor o menor medida, un día,
Oírnos era sinónimo de alegría.
Recordar u olvidar…..

Siempre

Para siempre
Eternamente
Siempre…

Llueva, nieve, hiele o truene
A pesar de lo que digas
A pesar de lo que diga
A pesar de  lo que hagas
A pesar de que me matas
Siempre

¿No me oyes?
¿No me crees?
Para siempre
Eternamente
SIempre

Aunque tenga que esperarte
Aunque tenga que morirme
Y pactar con el diablo
O aunque tenga que expiar
diez mil veces mis pecados
y vivir eternamente
Muchas vidas a tu lado

Para siempre
Eternamente
Siempre…

O quizás…
Solo hasta ayer
Puede que hoy “para siempre”
Me resulte agotador
Y mañana me pregunte
Qué pasó con mis promesas
Dónde está ese “eternamente”
o por qué cuando uno ama
Siempre cree que será
eternamente, para siempre

Para siempre
Eternamente
Siempre

Infinito espacio hacia delante
Inmenso como son mis emociones
Y  de pronto se contrae sobre sí mismo
y cuando lo quieres mirar, desaparece

Así son algunos “siempres”
Pronunciados con más ganas que certeza
Exclamados con creencia de promesa
aunque  duren lo que dura la palabra
exhalada de mi boca hacia tu boca

Se me quemó la tostada

Se me quemó la tostada
vaya presagio de día
andaría despistada, aún soñando,
Soñando  aún que me querías

Se rompió una de mis tazas
No mejora  nada el  día
al contrario, va empeorando
como otras cosas en mi vida.

Mañana será distinto
otra tostada, otro café, otro día
Aires nuevos, gente nueva caminando
Y quizás, solo quizás…
Más que penas alegrías

Me regaló la luna

Me regaló la luna ©NohemiHervada

Me regaló la luna
Desde su proa invisible
Me regaló la luna

La que no alcanzaba a ver
Desde mi cuarto en penumbra
La que no alcanzaba a ver
En mi sombra profunda

Me regaló la luna
Desde su proa invisible
Me regaló la luna

Me la envolvió sin papel
Me la mandó con premura
Me la envolvió sin papel
Con un lazo de ternura

Me regaló la luna
Desde su proa invisible
Me regaló la luna

Me ha prometido volver
Otra noche a ver la luna
Me ha prometido volver
A admirarla en su hermosura

Me regaló la luna
Desde su proa invisible
Me regaló la luna

Y yo le aúllo a nuestra luna:
Diosa blanca de la noche
Esa noche en esa proa
Cuando yo esté junto a  él
Esa noche, por favor, no alumbres

Me regaló la luna
Desde su proa invisible
Siempre mía, nuestra luna

 

 

ES MÍO

Le observo de lejos
¿Es él?
¿El que espero?

No hay detalles ni verdades
en la distancia no los veo 
No quiero verlos
Imagino y le deseo

El deseo:
Ese amo que me obliga
A dejar el paso lento
Crece y crece día a día
porque  yo le alimento
Con palabras y con sueños
Con historias y con versos

ES Él
No lo dudo
El Universo al fin lo ha hecho
Mi  mitad, mi complemento
Mi felicidad al completo

Apago mi mente
No quiero conciencia
Para qué realidad
Si tengo mi sueño
Su imagen idílica
 me alienta a seguir
Lo quiero
Lo quiero
ES LO QUE QUIERO
ES TODO LO QUE QUIERO

Y decido acercarme
Y alargar mi mano
Tantas veces lo he soñado
Tantas veces en mi mente
Que esa imagen  poseyéndolo
se ha grabado
Lo deseo mío
Lo siento mío
ES MÍO

Lo tengo a mi alcance
Lo observo impaciente
y lo cojo
Por fin lo tengo
Lo siento latir
Está vivo,
ES,
VIVO
Pero es mío

Escucho el ritmo del latido
Y me dejo acunar al compás
Late por mi
Solo por mi
Yo soy SU razón de existir

Me excito al sentirlo
¡Dios cuánto poder!
Poseer un alma y su cuerpo
Es para mí, todo mío
SOLO MÍO

De pronto lo noto
Se mueve y respira
con otro ritmo
ese calor, ese latido…
Quiere escapar
De mí, de su destino

Le miro y le advierto
No puedes, mío eres
Y veo en sus ojos algo nuevo
DESAFÍO
Lucha y resiste
No me quiere consigo

No lo comprendo
Soy suya, él es solo mío
Le hablo, le miro
Susurro, suplico
No sirve
Le grito
Ahora lo entiendo
Se burla de mí
Se cree que es un juego

No lo soporto
ES MÍO, ES MÍO
Entonces  no pienso
Aprieto y aprieto
Me quema su furia
Me insulta su ego
No quiero que lata su corazón
Si no soy yo su motor

¡PARA!
¡Estate quieto!
y transformo mi amor en delirio
Un delirio de amor y tormento
Un tormento que ya nunca acaba
Porque al final estoy sola
Sola sin él, sin su amor, sin su aliento